El municipio de Eyüpsultan en Turquía obtuvo flexibilidad, ahorro de costes, rendimiento e independencia al hacer la transición de toda su fuerza laboral a GNU/Linux y otros programas de software libre.

Imagen de: Thomas Hawk en Flickr. CC BY-NC 2.0. Modificado por Opensource.com

En 2015, el Municipio de Eyüpsultan en Estambul, Turquía, comenzó una audaz migración hacia la adopción de software libre. Esto implicó varios cambios importantes: GNU/Linux en el escritorio y grandes cambios en la infraestructura de TI, incluyendo una transición al servidor de correo electrónico Zimbra y a la base de datos PostgreSQL.

El software libre ofrece una importante oportunidad para que el país tenga una infraestructura de información independiente y segura. Existen incertidumbres sobre los términos y costes futuros del uso de software con licencia que conecta a los usuarios con un ecosistema de marca particular. Cuanto más conectados a estas tecnologías se esté, más difícil será cambiar a productos alternativos. La naturaleza comercial de las empresas clave, por no hablar de las políticas de precios y licencias, expone riesgos significativos.

Desde el municipio comentan:
«Como Municipio de Eyüpsultan, nos propusimos reducir los costes de los servicios, así como las dependencias de la tecnología externa mediante el uso de software libre, incluyendo el sistema operativo Pardus GNU/Linux. Pardus fue desarrollado por el gobierno turco como una distribución GNU/Linux de escritorio enfocada a usuarios en entornos de oficina. Queríamos una solución que nos de un desarrollo independiente y una mayor sostenibilidad, flexibilidad y ahorro fiscal. En este sentido, consideramos que nuestro proyecto de migración es una responsabilidad social. Estamos tratando de crear conciencia de este objetivo siendo pioneros en el uso de Pardus en las instituciones públicas en toda Turquía.»

Educando a los usuarios

Comenzaron la migración a software libre en 2015 capacitando a todos los usuarios en LibreOffice en GNU/Linux, ya que la productividad de la oficina constituía la mayor parte del software que utilizan a diario.

Después de los entrenamientos, los administradores instalaron el software LibreOffice para sustituir el software con licencia de Microsoft Office en todos los ordenadores clientes. Esta decisión de entrenar a los usuarios antes de instalar el software minimizó los problemas que experimentaban al migrar de un software familiar (incluyendo el sistema operativo).

En 2016, repitieron el entrenamiento en GNU/Linux y LibreOffice. Una vez que los usuarios pasaron un examen al final del entrenamiento, instalaron GNU/Linux en sus computadoras. Proporcionaron reeducación a aquellos que no aprobaron el examen y luego instalamos GNU/Linux cuando lo lograron. A partir de este momento, comenzó la migración del sistema operativo.

Proveer entrenamiento durante la migración fue una de las estrategias clave, comentan:
«No nos detuvimos después de impartir el entrenamiento; revisamos con nuestros usuarios para verificar que el entrenamiento produjera los resultados esperados. Nos llevó un año descubrir todas las cosas con las que la gente luchaba después de cambiar de Office a LibreOffice, pero acogimos de buen grado estos problemas y ayudamos a resolverlos siempre que surgieron.»

Pasos de la migración

– Análisis
– Planificación
– Creación de la ISO
– Prueba
– Piloto
– Producción

No solo se hizo análisis técnico en la primera etapa; se hicieron análisis psicológicos al mismo tiempo:
«Hablando con la gente, intentamos averiguar sus puntos de ansiedad. Aprendimos que había un miedo común a un encuentro con lo desconocido. Determinamos que si no podíamos calmar este miedo, la resistencia al cambio se elevaría, incluso con el apoyo de la dirección detrás de nosotros.»

«Después de darnos cuenta de esto, comenzamos a discutir como podríamos superar esta situación, y decidimos poner una interfaz familiar frente a los usuarios. Durante nuestra investigación, encontramos un tema de estilo Windows y lo convertimos en nuestro gestor de ventanas predeterminado de GNU/Linux. La reacción que obtuvimos el primer día de entrenamiento fue increíble, y aún sonrío cuando pienso en eso. Solo un poco de familiaridad ayudó mucho a la gente.»

Más información en la noticia de opensource.com

Pin It on Pinterest

Share This